domingo, 25 de enero de 2009

El rival

Cuentan que a Camilo José Cela le preguntaron en cierta ocasión quién era el segundo mejor escritor español. Fiel a su vanidad, se puso la mano derecha a modo de visera y lanzó una escrutadora mirada al infinito, en busca de alguien que le hiciera sombra.
El paseo triunfal que está protagonizando el Barça en la Liga invita a buscar rivales más allá de las propias fronteras. Los grandes equipos, los que están en disposición de ganar la Champions, requieren de dos ingredientes inexcusables: lo más obvio, calidad. Y más importante, dao, esa rara esencia oriental que describe la unión del grupo y la voluntad de ganar.
Lo primero descarta a equipos como la Juve o el Arsenal. Lo segundo hace tambalear la candidatura de equipos como el Chelsea o el Inter, ambos sacudidos por luchas internas. El Manchester tampoco vive su momento de mayor ambición ganadora: saciados por su reciente triplete, resulta inverosímil que puedan repetir el éxito de 2008.
Descartados estos equipos, y con permiso de los imponderables, parece claro que un año más el gran rival a la Champions es ese invento que mezcla azufre infernal con litros de anestesia y responde al temido nombre de Liverpool. Tiene la suficiente calidad para ganar en los días malos, es insuperable en lo táctico y además tiene lo que las bailaoras llaman poderío, las duquesas, abolengo y los ignorantes, potra.
Es precisamente el escudo lo que nos recuerda que no podemos aún enterrar a ese horror llamado Madrid, lo que obliga al barcelonismo a ser humildes y recordar que Europa suele ser el jardín de otros. Porque sin esta humildad, ocurriría lo que le pasó a Cela el día que buscaba, ante las risas del auditorio, a su principal competidor: un filósofo que ocupaba la primera fila susurró que si no veía a Delibes es porque lo tenía subido a hombros.

9 comentarios:

Diego dijo...

Joder qué entrada más buena, y no me refiero a las de tu cada vez más baldía frente. Me encanta cuando uno no sabe hasta el segundo párrafo qué leches tendrá que ver la introducción con la foto.

Me recuerda a los Mortadelo y Filemón, donde las 4 primeras páginas no tenían nada que ver con las que seguirían pero merecía la pena leerlas un par de veces.

Pero como diría el Sr Lobo, no empecemos todavía a chuparnos las pollas, así que centrándome en el tema estoy de acuerdo con lo del Liverpool. Aunque no sé qué me da más miedo, jugar contra ellos o contra el horroroso Madrid capaz de apearlos.

Marc dijo...

Doncs jo estic a la cresta de l'optimisme blaugrana -oh déu meu! això existeix!- i crec que ho guanyarem tot.
La lliga ja està guanyada, la Copa serà de broma tot plegat i la Champions només recordaré que els 2 cops que l'hem guanyada erem el millor equip del món. La diferència amb aquest any és que estem en condicions de dir que aquest serà un dels millors equips de la història si tot va com fins ara.

Albert Martín Vidal dijo...

Marc, benaurats els optimistes, sobretot si són nascuts després del 83. Sobre la Copa: recorda que l'any passat ens va follar un equip infame anomenat València que va patir per no baixar. Per què ens van guanyar? Perquè era un equip desesperat, que jugava a tot o res. Al Barça això li falta, i per això no veig gens fàcil la 25a Copa. Em preocupa el Betis i em preocupen Sevilla o València. I de la Champions, no puc dir més: només recordar que ja està publicat que Guardiola té por del Liverpool.

Albert Martín Vidal dijo...

Joder Diego, si estaba clarísimo: Gerrad es calcadito a Cela y a Torres se le nota que es nieto de Deibes.

Albert Martín Vidal dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Marc dijo...

L'únic equip desesperat que queda a la copa són aquesta banda que es fa dir Espanyol i avui Coro ja ha dit que estan més per la lliga que per una altra cosa.
I pel que fa a la Champions, a Guardiola no li fa por ningú, sap que té el millor equip. Ho diu per evitar el triomfalisme. Espero.

Marc dijo...

Mira, el Betis eliminat. Una por menys que has de tenir

Diego dijo...

Deibes? juega en la liga portuguesa o qué?

Por cierto acabo de leer que igual no se retransmite el partido en Catalunya, me cago en sus muelas!

Diego dijo...

Al final lo dio Tele5 con el infame JJ Santos, quien no paraba de recordar que el español jugaba con suplentes.