viernes, 28 de mayo de 2010

El 'ecce homo'

Tan necesario como ganar títulos, tan bonito como ganar a La Banda, tan satisfactorio como llevar nuestra incivilización a Canaletes. La tradicional farsa de Florentino echando entrenadores ante los micrófonos se ha convertido en una festividad entrañable que este año volvió a llegar puntual con toda su exuberancia ritual: filípica predemocrática, cantinela de purpurado, y requiebros imposibles de un hombre atrapado en su laberinto de patrañas.
Hace sólo un año, el Campeón Mundial del PC Fútbol explicaba que "hay que ganar dando espectáculo para conquistar al aficionado". ¡Quiá! Ha recapacitado, señores, se ha visto unos vídeos de Chendo y Camacho dándole al balón y ha comprendido el auténtico espíritu de ese clú que a cada año bate nuevos récords de garbancerismo y megalomanía. Ahora, tito Floren dice que "el espíritu del Madrid es primero ganar, espíritu de sacrificio y valores". Viéndole, más de uno pasó miedo. A su frase le faltó "cojones y mostachos". Y un "¡Se sienten, coño!".
Hace un año, el ex concejal de Urbanismo del ayuntamiento de Madrid explicaba que el proyecto deportivo estaría basado en la estabilidad; ahora, que la estabilidad es ganar. Tendremos tiempo a lo largo del verano para hablar de Mou, ese nuevo regalo que llega para hacernos un poco más culés si eso era posible (y por cierto, según la Gazzetta dello Sport, mucho más respetable que el As o el Marca, lo hace al precio de 16 millones de euros). Vienen grandes días gracias a este ex director general de la Asociación Española de la Carretera que se empeña en despreciar las reglas del fútbol y el deporte y ha conseguido enervar a Zidane y Valdano de una tacada.
Mientras sopesamos si acaso no deberíamos proclamarle Cavernícola de honor, les dejo una reflexión de un empresario catalán conocedor de la hoguera de vanidades que es el palco del Real Madrid: "Florentino no volvió para lavar su nombre después del fracaso de su primer proyecto. Volvió porque ACS había caído en el ranking frente a sus rivales y sabe que ningún lugar como el Bernabéu para hacer negocios; desde que ha vuelto, han remontado el vuelo".
El Ecce Homo, el hombre que en su vida persiguió un balón.

5 comentarios:

Marc dijo...

l'última frase és pel president o per l'entrenador?

Albert Martín Vidal dijo...

Ben vist. Clarament pel presi, el Mourinho mereix molt més respecte, ell entèn l'esport i sap que els diners no ho són tot, malgrat la seva actitud insinuï el contrari.

Diego dijo...

Esto es como una conjunción astral, un eclipse, un momento único en el universo en que se unen las personas más odiosas del mundo del fútbol. Si alguien temía la autocomplacencia en el vestuario del Barça...ya vuelven a tener motivación los chicos.

Marc dijo...

Per la temporada 2011/2012 que fitxin Figo de relacions públiques o algo!

Anónimo dijo...

O a Aznar de delegado.