sábado, 16 de agosto de 2008

Oh, gran Manitú

Este cavernícola se marcha de road movie a las Américas. Si la tecnología sueca lo permite, cruzará el país de Alexi Lalas hablando a los lugareños de las bondades de ese extremo llamado Pedrito y repitiendo un rezo dirigido a Johan Dios Cruyff y a sus hombres en la tierra, los Patsy, y a Txiki, y a Pep:
"Oh, gran Manitú, sé que merecemos sufrir y sé de tu poder, pero no fiches a Palacio".